RADIOFRECUENCIA novaestetic

RADIOFRECUENCIA

Es uno de los tratamientos estéticos más demandados. Con él podrás reducir visiblemente esas pequeñas arruguitas que salen con el paso del tiempo, eliminar la antiestética celulitis, acabar con la flacidez y mucho más.

La radiofrecuencia son radiaciones electromagnéticas que oscilan simultáneamente en el campo eléctrico y magnético. Aunque es un sistema de uso terapéutico, actualmente se ha conseguido desplazar su uso al campo de la estética al crear una tecnología capaz de entregar la energía de la radiofrecuencia selectivamente en la dermis profunda y en las capas subdermicas mientras se protege la epidermis y así poder luchar contra la flacidez y la celulitis.

La radiofrecuencia produce un calentamiento profundo que afecta a la piel y tejido graso subcutáneo.

Un calentamiento que, podríamos decir, va de dentro hacia fuera. Dicho calentamiento va a favorecer el drenaje linfático, el aumento en la circulación de la zona y la formación de nuevo colágeno.

Lo que se pretende conseguir gradualmente es la reestructuración del colágeno profundo, lo que incluye que se formen fibras nuevas que sustituyan a las envejecidas y hagan los tejidos más elásticos, se favorezca la homeostasis y, en general, mejore el estado de la piel eliminando de ella las huellas del paso del tiempo.

La radiofrecuencia facial está indicada para el tratamiento de arrugas y líneas de expresión, papada, bolsas y ojeras, envejecimiento de la piel, flacidez y falta de tono en cara y cuello.

La radiofrecuencia corporal es una alternativa terapéutica para combatir la celulitis y flacidez. Es ideal como tratamiento indoloro y no invasivo, porque te ofrecerá resultados rápidos y efectivos reafirmando la piel en muy poco tiempo.